Sombras de Museo

 

El misterio de Sombras de Museo, la serie de obra fotográfica que este año 2013 expone Antonio Ugarte, reside en el diálogo de dos dimensiones de arte: una realidad original y otra inventada. La primera corresponde a la obra de arte que atrajo al artista en sus visitas a museos y la otra, abstracta, atañe a una visión particular que atrapa con la cámara y que versiona en una suerte de reconstrucción de su misterio físico y espiritual. Es el espacio y la forma real que lo ocupa e importa, en secuencias y procesos inmediatos los transcribe en imágenes de ciertos grados de belleza absoluta que expresa en abstracciones totales siguiendo sus sombras y manifiestas relaciones subjetivas. Por ejemplo en obras como Totems, Figura, Cuerpo y Ming, el artista, apropiándose de la imagen ajena, destruye la representación naturalista y convierte la obra original, aún reconocible, en ?imagen-sombra?, una dualidad absoluta entre la luz y su proyección en el espacio.

La fotografía ha sido una de las pasiones de Antonio Ugarte. Desde sus primeras etapas formativas, atrajo su atención y de hecho se preparó en la práctica y la teoría, a fin de usar la técnica como herramienta de su proceso creativo. Sombras de Museo, corresponde a un segmento del largo trabajo que viene realizando desde tiempo atrás, cabalgando entre la pintura y su deseo de atrapar lo trágico y lo bello de obras universales de la historia del arte y su contexto museístico atemporal. No hay tiempo acá, la imagen detenida es una sombra que se manifiesta igual a un sueño que se quiere atrapar a través de la memoria. Mirar es querer recordar de donde se conoce lo que allí se expresa en siluetas, con valores cromáticos apaisados que oscilan en gradientes del negro al blanco y viceversa. Si bien en la pintura Ugarte se muestra como fuerte colorista, en la obra fotográfica es todo lo contrario, aquí pareciera interesarle más el espacio sublime en el que la imagen y su entorno se presenta ante el espectador, atrayéndolo en el misterio de su no identidad visible. 

Desde el punto de vista formalista, el trabajo plástico que Ugarte ha realizado en la serie Sombras de Museo, responde a una experimentación privada llevada a cabo de acuerdo a la relación amorosa y emocional entre un objeto y un sujeto. No es cualquier obra la que aparecerá en la fotografía. Es aquella que, de una u otra manera, se manifiesta en su carácter ilusorio; es decir, que el artista que fotografía, utiliza su ojo y su espíritu adoptando una técnica particular para aprehender la manifestación real del objeto en cuestión proyectado en la atmósfera que lo circunda. Entonces, se efectúa una relación desmaterializadora de objeto y espacio simultáneamente, relación que lo distancia de su propia naturaleza, la intrínseca a su cotidianidad, a su realidad museística.

En la obra fotográfica, Ugarte está conciente de su interés por atrapar aquella visión que oculta la obra de arte como ?objeto? expuesto a las miradas de un variado público. En este sentido, el tema implica un carácter espiritual y filosófico. Tema que expresa, visual y formalmente, en el juego de luces y sombras, generadoras de atmósferas cargadas de misteriosos mensajes que connotan un carácter simbólico significativo. Está allí ?representada? la realidad llevada a una absoluta abstracción en una obra cuya técnica y expresión visual se presenta como inédita.

Bélgica Rodríguez Caracas, Febrero 2013

ANTONIO UGARTE COSMIC ESSENCES

ANTONIO UGARTE COSMIC ESSENCES Mogambo photograph by Antonio Ugarte irradiates and reflects cosmic essences. The artist's keen eye focuses on minimal worlds ascending them into celestial dimensions. 

Through his macro lens Ugarte captured a whole phenomenological vision from just a modest and simple street well filled with a mix of water and oil. His photographic practice extracts the core essences of lost and unimportant sites in which people can't discover any meaning.

From microscopic components the artist ingrains a macroscopic world, a sort of galactic landscape populated by black and gray magmas, colored fluid, and tactile protuberances that move and expand as an abstract morphology of the universe. 

Concentrated tinctures as molten rock or volcanic emissions swell over the wavering watery surfaces. The viewer can freely imagine or decipher forms. This black and white work enhances a nocturnal scope as the romanticism did it in its focus on the Sublime. Ugarte foresees the unnamable and presents a climax of the cosmic phenomena.

Milagros Bello, Ph.D. Curator, Art Critic. Dic 2012